fbpx

Todo lo que deberías saber sobre el diseño de clínicas dentales

Saber diseñar una buena configuración en nuestra clínica dental es mucho más importante de lo que parece: no sólo nos servirá para crear una estrategia con la que captar nuevos pacientes, sino que también los podemos consolidar (afiliación), hacer que nuestros empleados trabajen a gusto, solucionar cualquier problema que se pueda presentar.

El diseño de clínica dental comprende mucho más de lo que nos creemos.

Vamos a resumir algunos de los puntos que conviene evaluar.

Puntos que definen un buen diseño de clínica dental

Asesoramiento especializado

No importará cuanto creamos saber o cuanta experiencia tengamos. Los mercados cambian y las tecnologías evolucionan, por lo que no estaría de más buscar asesoramiento por parte de expertos para el diseño de la clínica dental.

De la misma manera que buscaríamos a un arquitecto para que nos diseñase nuestra casa, o un experto en posicionamiento web para mejorar la visibilidad de un proyecto online, también necesitamos un experto en este caso.

La estética de la clínica dental

A la hora de dar forma a nuestra clínica, hay muchos criterios que se tienen que estudiar. Por ejemplo, el estilo, los colores que se van a usar, las tonalidades distintivas de la marca, la iluminación, el ambiente, los materiales y las texturas que van a dar forma a todo.

Nada de esto se debe de dejar sin estudiar: la idea es que todos estos elementos consigan extender las emociones y los sentimientos de la misma marca.

Propuesta única

Aunque es complicado, el dueño de la entidad debe de esforzarse en buscar un estilo que haga que el paciente identifique al negocio como una clínica dental, pero al mismo tiempo debe de diferenciarse de las diferentes alternativas que hay en el mercado.

La idea es buscar el equilibrio entre estos dos criterios.

Seguir las normas de diseño

 Obviamente, también se deben de seguir unas normas estrictas para lograr un buen diseño de clínica dental. Las normas estarán relacionadas con el tipo de vestuario que se debe de usar (uniforme), en relación con la seguridad del edificio, con la integridad física del paciente, cableado, manejo de residuos, áreas de evacuación en caso de que se produzca algún tipo de catástrofe, ventilación, etc.

Sistema escalable

Un sistema escalable es aquel que ha sido pensado para introducir reformas de cara al futuro, sin tener que eliminar el sistema y crear uno nuevo. Hay que tener una cierta proyección en el momento en el que se empieza con la clínica.

Es decir que, como no se sabe si va a funcionar o no, pensar en planes de futuro puede ser algo complicado, pero hay que hacerlo.

Por ejemplo, si se compra o alquila un local muy pequeño, expandirse luego puede ser muy caro. Quizá valdría elegir un lugar un poco más grande y pensar el uso que le podríamos dar a determinadas habitaciones si las cosas nos van bien.

Empieza desde cero

Es mucho más trabajoso, pero a la larga saldrá rentable. Si partes desde un estilo antiguo (por ejemplo, de una antigua clínica), lo más probable es que primeramente tengas que acabar con el estilo presente y empezar con uno nuevo y esto te terminará saliendo mucho más caro.

Prepárate para los cambios

Además de todo lo anterior, recuerda que el mercado está en continuo cambio. Es posible que tu diseño de clínica dental se quede obsoleto mucho antes de lo que te imaginas, por lo que es muy importante que seas versátil ante estos cambios, que estés preparado para lo que pueda ocurrir.

Con estos tips podrás configurar el diseño de tu clínica de la mejor manera posible.

Leave a comment

Formación para clinicas dentales en marketing dental y coaching dental y consultoria dental